Por: Trebor Barzola Eufracio     Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Necesita activar JavaScript para visualizarla.

Definitivamente el campeonato de futbol peruano denominado COPA PERÚ en su versión 2020 se quedara en cuarentena, la copa ya no va, el COVID 19 lo extinguió, quizá también los años venideros tendría la misma suerte; Luis Duarte Plata presidente de la Comisión de Futbol Aficionado de la FPF, en una entrevista para la “Tertulia Deportiva”, dijo no hay fondos suficientes para solventar los protocolos sanitarios para retornar la actividad deportiva (supuestamente amateurs); culminada la emergencia de la pandemia daremos por concluida la temporada 2020 y definiremos como se manejará la copa Perú 2021, acotó; así también manifestó que una vez pasado la pandemia emitiremos una resolución donde se hará oficial esta situación. El caso es que la Federación Peruana de Futbol como siempre está dicen estar “chihuan”, aducen que no podrán solventar los gastos para las pruebas rápidas y/o moleculares del COVID 19 en cada uno de los jugadores que participan en la copa Perú;  ¿señores cuando la FPF ha tenido dinero para el futbol aficionado?, la copa Perú siempre los ha sacado de misios, a costas de los pobres dirigentes de los clubes y de los propios aficionados al futbol, a quienes les sacaba la plata año tras año; los directivos entusiasmados empeñaban hasta sus calzoncillos para que un determinado club clasifique a la fase nacional; como hicieron el año pasado el Municipal de Agomarca y San Juan de Yanacocha; a estos clubes los han exprimido más que al limón de emolientero, al punto de dejarlo en bancarrota, pese haber jugado a estadio lleno y recaudado una buena taquilla.

He aquí una joya de la FPF; el 2019 el San Juan de Yanacocha entusiasmo a los hijos residentes yanacochanos en Lima; estos decidieron apoyar al club de su terruño con el pago de la inscripción de 2 mil soles para su participación en la fase nacional, asimismo prestaron 8 mil soles para la garantía que exigía la FPF, esto sería devuelto culminado el certamen; sin embargo al solicitarles la devolución estos sinvergüenzas aduciendo haber faltado al reglamento en el tope Yanacocha vs ADT de Tarma, se quedaron con los 8 mil soles, mismo asalto a mano armada, esta es la forma de proceder de la FPF. 

Los gastos en trasferencias y trámites de los clubes de las 24 federaciones departamentales para la campaña 2020 se fueron al agua, ¿quiénes se han beneficiado?, los que año tras año esperan el proceso de la copa Perú para llenarse los bolsillos; con todas estas prerrogativas titulamos nuestra nota “NO HAY MAL QUE POR BIEN NO VENGA”, El COVID 19 ha llegado para ordenar y poner en su lugar a tanta infamia que la FPF a través de sus Ligas departamentales cometen; con el pretexto de estar normado y reglamentado procedían sin tapujos a descontar ciertos porcentajes de la recaudación en los topes de la fase nacional; prácticamente barrían con más del 50% de la taquilla; incluso en el 2019 como nunca el IPD Pasco entro a tallar, claro dijeron nosotros también podemos.

He aquí una joyita, entre varios descuentos de la liquidación, en una de ellas descontaban el 10 % para el proceso del futbol de menores, sin embargo llegado al caso no invertían ni un solo sol; así por el estilo la apropiación del dinero de los sufridos clubes estaba normado y reglamentado; nunca han rendido cuentas a nadie, pues tampoco nadie los ha solicitado; este indignante proceder tiene que terminar, ya basta de abusos, no hay mal que dure cien años, ni cuerpo que lo resista; Todos los clubes que llegaron a representar a Pasco han pasado por esta vía crucis, pues el testimonio de los dirigentes está latente, ellos lo relataron con lujo de detalles, nosotros somos los intermediarios para que todo sea de público conocimiento y alguna vez esta pandemia de la FPF desaparezca; continuaremos con más joyitas, atentos a la jugada.